Sudo para Windows, la llegada de una herramienta fundamental para usuarios avanzados

La llegada de Sudo para Windows es, sin duda, una de esas noticias que marcan un antes y un después en la forma en que interactuamos con el sistema operativo de Microsoft. Siendo alguien que ha navegado las complejidades de la tecnología durante años, tanto en el ámbito de la ingeniería de telecomunicaciones como en el desarrollo web, comprendo la importancia de esta implementación y lo que significa para los desarrolladores, administradores de sistemas y, en general, para cualquier usuario avanzado de Windows.

Sudo, como sabemos, es una herramienta indispensable en los entornos Unix y Linux que permite a los usuarios ejecutar comandos con privilegios de seguridad elevados, normalmente reservados para el usuario root. Hasta ahora, Windows requería de soluciones alternativas, como el uso de la elevación a través de UAC (User Account Control) o herramientas de terceros, para lograr una funcionalidad similar. La integración de Sudo directamente en Windows 11 Insider Preview Build 26052 es un claro indicativo de cómo Microsoft está escuchando a su comunidad y adaptando características muy queridas de otros sistemas operativos para mejorar la experiencia de usuario en Windows.

La decisión de Microsoft de hacer Sudo para Windows un proyecto de código abierto es igualmente notable (lo tenéis ya en github). Esta estrategia fomenta una mayor transparencia y colaboración con la comunidad de desarrolladores, al mismo tiempo que permite una evolución más rápida y segura de la herramienta, adaptándose a las necesidades específicas de los usuarios y aportando una capa adicional de seguridad mediante la revisión pública del código.

Para activarlo solo hay que ir a la parte de configuración/Herramientas para desarrolladores, y activar la opción de Sudo (disponible ya en Windows 11 Insider Preview Build 26052).

Así se activa SUDO para Windows
Así se activa SUDO para Windows

Desde mi perspectiva, las configuraciones ofrecidas por Sudo para Windows – «In a new window», «Input closed» e «Inline» – demuestran una comprensión profunda de las diversas necesidades de los usuarios. Por ejemplo, la capacidad de ejecutar un comando elevado en una nueva ventana (In a new window) facilita la gestión de tareas administrativas sin interrumpir el flujo de trabajo actual. Por otro lado, la opción «Inline» emula más de cerca la experiencia de uso de Sudo en entornos Unix/Linux, permitiendo una interacción directa con el proceso elevado en la misma ventana de consola.

La implementación de Sudo para Windows y su configuración técnica reflejan un avance significativo en la facilidad de uso y seguridad. La aparición del diálogo UAC para confirmar la elevación de privilegios es un paso necesario que mantiene el equilibrio entre conveniencia y seguridad. Además, la explicación técnica sobre cómo se establece la conexión RPC entre la instancia de sudo no elevada y la elevada ilustra el compromiso de Microsoft con la transparencia y la seguridad.

En WWWhatsnew, hemos cubierto numerosas innovaciones que han transformado la interacción con la tecnología, y Sudo para Windows se perfila como una de esas herramientas que, a pesar de su aparente simplicidad, tienen un impacto profundo en la productividad y la gestión de sistemas. Este lanzamiento  mejora la experiencia de usuario en Windows y refuerza la posición de Microsoft como una empresa que valora y promueve la colaboración y la innovación abierta.


La noticia Sudo para Windows, la llegada de una herramienta fundamental para usuarios avanzados fue publicada originalmente en Wwwhatsnew.com por Juan Diego Polo.

Por Admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *